Aviso importante a la población

El Comité Interdepartamental de Salud Laringològica, un organismo que está a la sombra de la OMS, ha hecho público un comunicado que, por su innegable interés para la población de cara a Fin de Año, pasamos a hacer público:

«El Comité ha estudiado con detenimiento los ritos y celebraciones con los que las diferentes culturas que pueblan el planeta celebran el cambio de año y ha considerado que es necesario introducir mejoras para evitar riesgos para la salud. En concreto, los últimos años se ha detectado en el sur de Europa un aumento de casos de atragantamiento con los huesos de la uva, debido a la tradicional ingesta de una uva por cada campanada. Desde el Comité Interdepartamental de Salud Laringològica, informamos que de cara a la próxima noche de Año sería recomendable sustituir las uvas por otro tipo de alimento, y entre todos los analizados los expertos coincidieron en que lo ideal es hacer las campanadas con gajos de mandarina, y si pueden ser de Burriana mejor. »

Ginebra, 27 de diciembre de 2016